Inicio LOCALES LUIS BARRANZUELA RENUNCIA TRAS CRÍTICAS POR REUNIÓN SOCIAL

LUIS BARRANZUELA RENUNCIA TRAS CRÍTICAS POR REUNIÓN SOCIAL

49
0
Compartir

El presidente Pedro Castillo aceptó la dimisión del ahora exministro del Interior tras horas de evaluación con la premier Mirtha Vásquez. Representantes de todas las fuerzas del Congreso señalaron que esta medida era la más saludable para el Ejecutivo. Con su salida, la mayoría de bancadas anunció tener una mirada más positiva para dar el voto de

“He tomado la decisión democrática de renunciar de forma irrevocable al cargo de ministro del Interior, rechazando las falsas acusaciones a mi trayectoria profesional y en respeto a la gobernabilidad y la confianza del presidente de la República”, escribió en su cuenta de Twitter.

Asimismo, el jefe del Estado, Pedro Castillo, informó haber aceptado su dimisión en la misma red social e indicó que hoy designará a su reemplazo.

“Anuncio que he recibido y aceptado la renuncia del ministro del Interior, Luis Barranzuela. En las próximas horas tomaré juramento a quien le sucederá en el cargo. Nuestro compromiso continúa siendo el de garantizar la gobernabilidad del país”, resaltó.

El mandatario y la primera ministra, Mirtha Vásquez, se reunieron desde la tarde de ayer para definir el futuro de Barranzuela en el Ejecutivo. Según fuentes, Luis Barranzuela se resistía a dejar el cargo.

En el oficio enviado a Mirtha Vásquez, Barranzuela repitió la versión ofrecida a los medios: que la reunión denunciada por vecinos fue una en la que se vieron asuntos de trabajo.

El orden de los acontecimientos fue como sigue. Primero, el presidente Castillo regresó desde Cajamarca. Barranzuela ingresó a Palacio a las 15:54. Se retiró a las 16:33. Esto significa que la reunión con el jefe del Estado debe de haber durado poco más de media hora. Una versión es que la jefa del gabinete no los acompañó.

 

Nueva versión

 

Ayer, además, esta historia regaló momentos curiosos, como la inesperada aparición de una vecina de Barranzuela que aseguró que el ruido registrado en la noche del domingo provenía de su propio equipo de música, mientras –según dijo– tomaba unas copas con su esposo. Para reafirmar su testimonio mostró un parlante y la pantalla de su celular con las canciones que, afirmó, hizo sonar en la velada.

El testimonio originó que el abogado Raúl Noblecilla –uno de los asistentes a la reunión– asegurara que la verdad se “impone”. La versión coincide con la del legislador Guillermo Bermejo, quien salió de forma abrupta del lugar esa noche y calificó la noticia de “montaje”.

Congreso sin pretextos

A un día del debate del voto de confianza, el escenario cambió al recomendado por la mayoría de las fuerzas del Congreso, lo que le permitiría al equipo ministerial alcanzar al menos los 66 votos requeridos para que continúen trabajando.

Alianza para el Progreso y Acción Popular, grupos que podrían definir la confianza al gabinete Vásquez, señalaron que, aunque la salida de Barranzuela no era un condicionante, si esta se daba, la mayoría de los integrantes de sus agrupaciones tendría una mirada más positiva para la confianza.

El vocero de Avanza País, José Williams, dijo a La República que, si el ministro es separado, él respaldaría “con certeza” al gabinete y considera que los demás miembros de su agrupación se mantendrán en esta misma línea.

Por su parte, el portavoz de Renovación Popular, Jorge Montoya, resaltó para este diario que para otorgar la confianza no solo depende de la salida de Barranzuela, sino del personaje que pondría en su reemplazo. “Tenemos que ver primero el resultado. Si no tiene los valores morales que debe tener un ministro, lo rechazaríamos inmediatamente”, comentó.

Por su parte, Rosangella Barbarán, vocera alterna de Fuerza Popular, comentó en conversación con este medio que se mantienen en la posición de no dar la confianza. Indica que la bancada aún no ha debatido sobre el accionar de Barranzuela. “La confianza no es para algunos ministros, es para todo el gabinete”, respondió.

Conforme a fuentes en el Legislativo, una agrupación de castillistas y el grupo de Bermejo, de la bancada de Perú Libre, se oponían a la salida de Barranzuela. La decisión puede generar nuevas crispaciones dentro del partido que llevó a Pedro Castillo al poder.

Cortesía La Republica.