Inicio NACIONAL ESCOLAR DE CUSCO INTEGRA LA PRIMERA TRIPULACIÓN PERUANA QUE VISITARÁ SEDE DE...

ESCOLAR DE CUSCO INTEGRA LA PRIMERA TRIPULACIÓN PERUANA QUE VISITARÁ SEDE DE LA NASA, DE LAS 674 POSTULACIONES, ALEXIA DÍAZ ES LA ÚNICA ESTUDIANTE CUSQUEÑA ELEGIDA PARA VIAJAR AL SPACE CENTER

56
0
Compartir

lexia Díaz Mejía tiene 12 años y es la única estudiante cusqueña que forma parte de la primera tripulación de niñas peruanas que visitará el Centro Espacial Houston de la NASA a mediados de año. A la escolar le enorgullece representar a la Ciudad Imperial y quiere que más niñas conozcan su historia para que se inspiren y puedan cumplir sus sueños.
A pocos minutos del centro de Cusco, se encuentra el distrito de San Sebastián. Allí vive Alexia Díaz junto a sus padres y su hermana mayor. Precisamente, son ellos quienes la impulsan cada día a cumplir con todo lo que se proponga. Es una destacada estudiante y a su corta edad ya sabe la carrera que seguirá cuando acabe el colegio: ingeniería de sistemas. Será una de las primeras ingenieras que hay en su familia, y eso la motiva mucho más.
Le apasiona la tecnología, pero sobre todo investigar y asegurarse que la información que uno encuentra en internet sea real. Así sucedió cuando se enteró de la convocatoria al programa Ella es Astronauta de la fundación colombiana She is.
“Me aseguré que esa información sea real, busqué fuentes confiables y luego se lo comenté a mi padres y juntos llenamos la ficha para postular al programa. En ese momento me dije: soñar no cuesta nada”, comenta a la agencia Andina Alexia Díaz, quien cursa el segundo de secundaria en la Institución Educativa Parroquial de Acción Conjunta Nuestra Señora de Fátima, en Cusco.
Una iniciativa llena de esperanza
La gran noticia llegó en abril, después de un riguroso proceso de selección. De las 674 postulaciones de diferentes colegios, solo quedaron seleccionadas 14 niñas que provienen de Lima (11), Arequipa (2) y Cusco (1). Alexia es la única escolar seleccionada para representar a la Ciudad Imperial. Recordar ese momento tan importante la sigue emocionando.
“Fue inevitable no llorar. Es una nueva oportunidad que va cambiar mi vida y traer esa experiencia desde allá para mi Cusco, es increíble. Quiero apoyar a más niñas como yo, es como dar un pequeño empujoncito para que también puedan cumplir sus sueños”, comenta Alexia.
Por estos días, la escolar de 12 años estudia inglés esforzadamente y en paralelo viene participando – junto a sus compañeras de Lima y Arequipa- en las capacitaciones virtuales en ciencia y tecnología. Durante cuatro meses también aprenderán dinámicas de liderazgo, trabajo en equipo, emprendimiento, innovación y desarrollo sostenible.
“Nuestra primera misión ha sido conocer todo sobre el Space Center de la NASA y también nos están enseñando el trabajo que realizan las mujeres en diferentes áreas de la agencia espacial estadounidense, como ingenieras o astronautas. Allí no solo trabajan varones, eso era hace mucho tiempo atrás”, explica la escolar.
De Cusco a la NASA
Alexia está convencida que esta oportunidad también le permitirá dar a conocer su ciudad y su rica cultura al mundo. Desde muy pequeña sus padres le inculcaron el amor por el lugar donde vive y ahora más que nunca se siente orgullosa de llevar su querido Cusco – como ella bien dice- a la NASA.
La escolar también valora mucho el esfuerzo que hacen sus padres, especialmente su madre Gladys Mejía. Ella es docente en una escuela alejada de la ciudad del Cusco, en la provincia de Paucartambo. Hasta allá tiene que viajar todos los días para poder enseñar religión e inglés a sus estudiantes.
“Como maestra conozco a pocos niños que les gusta investigar y el gusto por la lectura, así como veo a mi hija Alexia, por eso valoro mucho lo que ella hace. A su corta edad está logrando grandes cosas. Para mí es algo extraordinario. Para poder trabajar yo la dejo, pero ella es muy responsable, por eso, siempre le digo: si el cimiento de la casa está bien puesto, jamás se van a derrumbar las paredes”, comenta la mamá de Alexia, mientras derrama unas lágrimas de emoción y abraza a su hija.
Otra de las personas que inspira a esta adolescente es su hermana mayor Marlin Díaz de 25 años, quien estudió Derecho y actualmente trabaja en el Ministerio Público. Ella fue su cómplice y junto a sus padres comparten la emoción de que Alexia sea parte de la primera tripulación peruana que viajará al Centro Espacial de la NASA, el mayor centro de aprendizaje de exploración espacial y científica, donde se exhiben las colecciones más grandes de trajes espaciales, naves, cohetes y rocas lunares.
“Los sueños sí se cumplen, si tienen en mente muchos proyectos exprésenlos. Yo soñaba con ir a la NASA y busco qué carreras me pueden llevar hasta allá, investiguen, no es difícil. Hay que ser perseverantes, estudiar mucho y tener el don de la paciencia, las cosas se van hacer con calma ya sea a largo o corto plazo», finaliza la adolescente.
Cortesia(Andina)